El negocio de la nostalgia tiene mucho futuro

Recrear experiencias y productos del pasado consigue conectar emocionalmente con el consumidor

Ver la noticia en La Vanguardia